Barranquilla es sinónimo de resurrección - Red Noticias

Deportes

Barranquilla es sinónimo de resurrección

18 nov - Argentina volvió a la victoria y sigue en carrera de cara al Mundial de fútbol Rusia 2018. Escribe: Fernando Yocca, estudiante de Primer Año de Periodismo Deportivo en Red Milenium.

Como aquel “gol fantasma” marcado por el “piojo” López en 1997 que significó el regreso a la victoria en aquellas eliminatorias, y como aquellos goles de Agüero y Messi para dar vuelta el resultado en 2011 en un equipo que venía en caída libre, sin lugar a dudas, el calor de Barranquilla, le sienta bien a la Selección

Argentina. Luego de una buena presentación ante Brasil en el Monumental que no pudo ser victoria y hundido en el fondo de la tabla, Argentina llegaba a Colombia con la obligación de ganar. Y así lo hizo. A los 19´del primer tiempo con un gol del mejor jugador del encuentro, Lucas Biglia, le ganó 1 a 0 a Colombia y tanto Martino como sus dirigidos respiran un poco más aliviados pensando en la clasificación al próximo Mundial.

El planteo del equipo albiceleste fue muy inteligente en todo sentido. La tarea defensiva fue muy sólida ya que prácticamente no permitió que Colombia llegue con peligro al arco defendido por Romero, pero el equipo tuvo su punto más alto en el trinomio Biglia-Mascherano-Banega. Con mucha entrega, entre los tres recuperaban rápido la pelota y eso posibilitaba la circulación de la misma, generando mucho juego asociado. Lamentablemente los de arriba no estuvieron precisos y el marcador no pudo ampliarse en el primer tiempo. A los 40’, tras un pase de Higuaín, Di Maria se escapó mano a mano con Ospina pero su remate se fue rozando el palo. Colombia iba al frente con más ímpetu que ideas pero siempre se topaba con la seguridad que brindaban Otamendi y Funes Mori, tanto en el juego aéreo como en el uno contra uno. 

En el segundo tiempo, el cansancio y el calor comenzaron a pasar factura tanto en locales como visitantes. La posesión de la pelota fue muy pareja para ambos equipos pero éstos carecían de imaginación y profundidad a la hora de generar situaciones claras de riesgo. Un gol mal anulado a Dybala y un posterior tiro de éste en el palo casi sentencian el resultado final. Pero el sufrimiento por la inminente victoria no podía pasar desapercibido para la selección nacional. En tiempo de descuento, luego de una mala salida de Romero y una serie de rebotes, Murillo lo tuvo frente al arco pero desvió su remate y el partido finalizó. 

La Selección Argentina logró enderezar su rumbo en éstas eliminatorias y juzgando su rendimiento y el lugar que ahora ocupa en la tabla, puede mirar el futuro con más optimismo y pensar que la clasificación a Rusia 2018 está un paso más cerca.